Tercermundismo en la Pobla de Vallbona: la entrada principal del ayuntamiento continúa con barreras arquitectónicas tras más de 30 años de espera

La Generalitat publica las ayudas económicas para los municipios de hasta 50.000 habitantes

Desde hace muchos años, los problemas de movilidad en la Pobla de Vallbona son un hecho evidente que no solo no decrece, sino que se mantiene en el tiempo. Más allá de disputas, querencias por unos colores u otros o simplemente una cuestión de pareceres, un simple paseo por el casco urbano, disfrutar de sus calles, de sus edificios antiguos o de sus barrios singulares es suficiente para observar y detectar todas las barreras arquitectónicas. La presencia de determinados obstáculos y problemas a la hora de acceder al edificio principal del ayuntamiento se ha convertido en el paradigma de esa falta de conciencia municipal hacia un colectivo de personas que padecen problemas de movilidad y que, por tanto, deben incrementar notablemente su esfuerzo para realizar algunas acciones cotidianas para la gran mayoría de las personas. 

Más de tres décadas de historias y anécdotas se esconden en el antiguo edificio consistorial de la Pobla de Vallbona a cuenta de las escaleras de su entrada que, en muchas ocasiones, ha impedido que cualquier persona con movilidad reducida haya podido acceder a su interior con total normalidad. A pesar de las pequeñas reformas y remodelaciones a las que ha sido sometido este edificio, mediante las actuaciones de diversos tipos de equipos de gobierno con sus respectivos colores políticos, siempre ha quedado pendiente una actuación atrevida y ambiciosa para dotar al municipio con todas las comodidades necesarias para atender a la totalidad de sus habitantes. Sin diferencias ni discriminaciones. Como máximo se llegó a habilitar una entrada en la parte posterior del mismo edificio consistorial adaptada a cualquier tipo de persona, con y sin problemas de movilidad. La modernidad ha obligado a los edificios consistoriales a ser accesibles a las personas en general. La Pobla de Vallbona incluida. 

La Generalitat Valenciana ha elaborado ahora, precisamente, una resolución en la que se convocan ayudas destinadas a los municipios y entidades locales menores de la Comunitat Valenciana que no excedan de los 50.000 habitantes para financiar actuaciones que faciliten la mejora de la accesibilidad de los edificios consistoriales y otros inmuebles municipales mediante la eliminación de las barreras arquitectónicas. Esta iniciativa del denominado gobierno del Botànic conlleva de forma aparejada una actuación muy ambiciosa con una inversión de 4 millones de euros que se repartirán a todas aquellas localidades que, previamente, lo hayan solicitado. La línea de subvención está condicionada a la existencia de crédito suficiente en los citados presupuestos de la Generalitat Valenciana. Una resolución del director general de Administración Local concederá la pertinente publicidad al importe global máximo concedido a cada municipio.

Deixa un comentari

Your email address will not be published.

Notícia anterior

La muerte de la Seseña de la Pobla de Vallbona: se venden por 7’2 millones de euros los terrenos que preveían 900 viviendas en el Rajolar

Següent notícia

La Pobla de Vallbona: 3.000 euros de multa por parcelas abandonadas, hierbas altas y cercanía a viviendas abonan el camino para un verano caliente por incendios