El gobierno de Compromís de la Pobla de Vallbona asegura que “no estamos contentos con el servicio de atención telefónica del centro de salud”

La concejala de Sanidad, Raquel Martínez, insta a los usuarios del ambulatorio a registrar quejas en el ayuntamiento de la localidad o en el centro de salud.

Durante el proceso de la desescalada iniciada a mediados del pasado mes de mayo, las llamadas telefónicas al centro de salud a la búsqueda de respuesta a las dudas y cuestiones de los pacientes y usuarios se convirtieron en una de las principales problemáticas surgidas a raíz de la pandemia desatada en marzo y que provocó un confinamiento de dos meses. La falta de personal en los ambulatorios y centros de salud de los municipios valencianos supuso una carga enorme y difícil de asumir por parte de los propios trabajadores y ello desembocó en una avalancha de aceradas críticas a la gestión sanitaria. Las redes sociales son, por ende y en consonancia con la época de las nuevas tecnologías, el mejor espejo de esta situación y desde hace meses se han convertido en una de las cuestiones más demandadas por parte de los usuarios y pacientes de la sociedad. A pesar del aumento de los recursos humanos y técnicos por parte de la conselleria de Sanitat Universal, la situación se ha agravado enormemente a lo largo de todo el verano y se ha recrudecido con el inicio del curso escolar y con la reanudación del mercado laboral tras el periodo estival. Las críticas, por tanto, no han cesado y en el caso de la Pobla de Vallbona son motivo de tema a tratar en las sesiones plenarias del ayuntamiento de la localidad por parte del gobierno y de la oposición. 

La última sesión ordinaria fue una buena muestra de la necesidad de abordar la situación telefónica del centro de salud, un edificio construido bajo el yugo del Partido Popular a finales del pasado siglo y que se ve desbordado para atender a la incesante demanda fruto del aumento poblacional. Ni por asomo se han realizado las obras de remodelación necesarias para acoplarlas a las necesidades, más allá del último proyecto acometido. La concejala de Sanitat, Raquel Martínez, de Compromís, fue clara y contundente en su última intervención plenaria. “Nosotros –por el equipo de gobierno formado por Compromís, PSPV, cupo y contigo- tampoco estamos contentos con el servicio de atención telefónica del centro de salud que se está llevando a cabo, por ello instamos a la población de la Pobla de Vallbona a registrar las quejas en el propio ayuntamiento o en el centro de salud porque se trata de un material imprescindible de cara al departamento de salud del Hospital Arnau de Vilanova-Llíria”, afirmó tajante. La edil de Sanitat vallbonense fue más allá al subrayar que “entre todos debemos hacer fuerza para que el servicio de atención telefónica mejore ya que no lo estamos dejando de lado, me consta que no está yendo bien y, por ello, necesitamos la colaboración de todos” para arreglar la situación, según Raquel Martínez. La diatriba de Raquel Martínez, una velada crítica hacia la conselleria de Sanitat Universal que encabeza la socialista Ana Barceló, fue una respuesta a una pregunta formulada por la portavoz de Ciudadanos, Inma Belenguer, quien inquirió al gobierno municipal sobre la situación que atraviesa el centro de salud de la Pobla de Vallbona y que se podría recrudecer a medida que avancen los días y las semanas y, por tanto, aumente notablemente el número de contagios, con la consiguiente presión asistencial en los centros de salud y los hospitales. 

Sin novedad en contagios

Los datos ofrecidos en la jornada de hoy miércoles, 28 de octubre, por parte de la conselleria de Sanitat Universal no han deparado ningún tipo de novedad en el aumento de los contagios en los municipios de Camp de Túria y, por tanto, tampoco en el caso de la Pobla de Vallbona tras las cifras conocidas ayer martes. Precisamente, en la citada jornada, por la mañana se dieron a conocer tres nuevos contagios en el municipio vallbonense que fijaron la cifra en un total de 169 afectados, tres más que el viernes anterior. Ni de lejos la Pobla de Vallbona era la más azotada desde el fin de semana, ya que otras como Bétera con 22 contagios, Llíria con otros 26 o l’Eliana con otros 4 la superaban con creces. Sin embargo, el mazazo en la mesa vespertino dio un vuelco: sendos brotes de origen social y nueve afectados en total.  

Deixa un comentari

Your email address will not be published.

Notícia anterior

9 personas resultan contagiadas por coronavirus en la Pobla de Vallbona en sendos brotes sociales y que se añaden a los tres afectados de esta mañana

Següent notícia

La Pobla de Vallbona: decimotercer brote con 3 personas de origen social y una incidencia acumulada del 512’36% desde mayo a octubre por el coronavirus