El Camp de Túria gana 17.876 nuevos habitantes en la última década

La Pobla lidera el incremento con 4.002 personas

El aumento poblacional que ha experimentado el Camp de Túria es un hecho irrefutable con los datos en la mano. En la última década la comarca ha pasado de los 145.115 habitantes en el año 2009 a los actuales 162.991 de la actualidad, es decir, un 12% de incremento porcentual global. 

La Pobla de Vallbona es, con todo, el municipio de la comarca que mayor aumento ha tenido, con 4.002 nuevas personas censadas en la localidad, al pasar de los 20.431 habitantes del año 2009 hasta los 24.433 vecinos en el año 2019. Además, ostenta el liderato en cuanto a mayor municipio con mayor número poblacional, muy por encima de otros municipios como Bétera (24.272), Llíria (23.253) o Riba-roja de Túria (22.264). 

La Pobla tenía 20.431 habitantes en el año 2009, de ahí pasó a 22.730 habitantes en el 2014 y, finalmente, a los actuales 24.433 habitantes. Su peso demográfico no se corresponde, paradójicamente, en su peso político respecto del global de la comarca. 

 

Otras localidades del Camp de Túria que también han experimentado progresos poblacionales son los casos de San Antonio de Benagéber con otros 3.343 habitantes más respecto del año 2009, uno de los casos paradigmáticos de los pueblos “dormitorios” que han proliferado en esta comarca, es decir, dormir y vivir en este municipio y trabajar en la capital. 

L’Eliana es otra de las localidades cercanas a la Pobla que ha experimentado es aumento generalizado, con otros 1.683 habitantes nuevos, es decir, de los 16.552 del año 2009 a los 18.235 del ejercicio de 2019. 

Benaguasil es de los pocos municipios que más ha perdido población de la comarca, con 23 personas menos, al pasar de 11.011 a los 10.988 habitantes. Curiosamente, a mitad de la década, en el año 2014, había ganado 4 nuevos habitantes (11.015), que finalmente pasaron a ser los referidos 10.988 del 2019. Gàtova es otro municipio con dígitos negativos, es decir, 70 habitantes menos, de los 448 a los 378 habitantes. 

El resto de municipios ganan habitantes en función de su extensión y de su potencial económico y social. Vilamarxant gana 950 habitantes, Olocau otros 292 nuevos vecinos, Náquera otros 897 o Casinos con otras 192 personas. 

La capital edetana, Llíria, es la tercera localidad en número poblacional, por detrás de la Pobla y Bétera. La ciudad de la música pasó de 22.706 habitantes en el año 2009 a los 23.261 del año 2014 y, más tarde, a los 23.253 del ejercicio de 2019. Su peso administrativo y político, por el contrario, no se corresponde con la tendencia poblacional de los últimos años, donde ha perdido, evidentemente, un peso que antaño sí tenía.   

Deixa un comentari

Your email address will not be published.

Notícia anterior

Aquests són els actes de les festes patronals de Sant Sebastià

Següent notícia

El trastorno senil, las enfermedades de la piel y las cardíacas figuran como principal causa de muerte en la Pobla