El alcalde de la Pobla de Vallbona afirma que las desinfecciones de edificios ‘no sé qué sentido tienen y las hacemos’ al asegurar que solo transmiten la Covid las personas

Josep Vicent Garcia atiza contra algunas de las prácticas de higiene.

El alcalde de la Pobla de Vallbona, Josep Vicent Garcia, de Compromís, ha asegurado que no es necesario desinfectar los edificios y las viviendas donde haya habido algún brote o casos de la Covid-19 ya que no son mecanismos de transmisión, sino que son las personas las únicas que pueden ejercer el papel de cadenas de propagación del coronavirus. Garcia respondía así a las preguntas que, desde los partidos de la oposición, recibía en el último pleno ordinario a raíz del registro de una persona que en el área de Servicios Sociales se hacía público el pasado mes de agosto en los medios oficiales del ayuntamiento. “Desinfectar los edificios públicos contradice todos los protocolos marcados por las autoridades sanitarias, la infección no la tiene el edificio sino las personas; el protocolo establece que esa persona infectada debe ir al centro de salud, hacer un rastreo,.. todo ello deberíamos saberlo seis meses después, deberíamos saber lo básico sobre esta cuestión; hacer aislamientos a las personas que han tenido un contacto con alguien infectado, hacerles pruebas PCR, en lugar de pregonar si en tal o cual casa o edificio hay un contagiado, o en cualquier empresa o discoteca o centro determinado”, afirmó el alclade vallbonense. 

Cabe recordar que en la segunda quincena de agosto trascendía la noticia de un contagio en un empleado del departamento de Servicios Sociales, ubicados físicamente en el centro social, sin que el equipo de gobierno ofreciese ningún tipo de dato sobre las circunstancias o las medidas de prevención que se adoptarían desde el ayuntamiento. Ni tampoco se desveló si se realizaron pruebas PCR a los restantes miembros y empleadas del departamento para averiguar una posible propagación del coronavirus, así como entre los potenciales usuarios del área. El alcalde de la Pobla de Vallbona se mostró contrario a ofrecer más datos o entrar en posibles elucubraciones sobre este caso de contagios entre el personal municipal. “Cualquier persona que tengan síntomas o piensa que es un posible contagiado de coronavirus debe ponerse en contacto con el centro de salud u hospital que son los que les marcarán las directrices oportunas a seguir”, continuó el alcalde. Según el munícipe de la Pobla de Vallbona, ni el ayuntamiento ni el equipo de gobierno deben entrar en este tipo de disquisiciones. “Pensaba que esto lo sabíamos todos, pero quizás hay que remarcarlo otra vez, es a los profesionales a los que corresponde tomar este tipo de decisiones”, matizó. 

Para remachar su teoría sobre los contagios, el alcalde Josep Vicent Garcia añadió sobre el caso del centro social que “hacía muchos días que esta trabajadora no estaba en el centro social, entonces no vale la pena para nada alarmar a la gente, ya lo he dicho; hay que ir todos a una, los edificios no están infectados, nos infectamos las personas, las desinfecciones no sé qué sentido tienen y las acabamos haciendo, hay expertos que lo gestionan; con mascarilla, higiene y distancia y poca cosa más es suficiente, hay que fiarse de los profesionales, somos mayores, hay que respetar las medidas sin llevar el miedo a la gente”, atizó Garcia i Tamarit.  

Escenas del confinamiento

Las invectivas proferidas por el alcalde vallbonense contradicen, ciertamente, los hechos que se han sucedido durante los dos largos e ignominiosos meses de confinamiento. Durante días y semanas se sucedieron las escenas fotográficas de empresas municipales y voluntarios en las tareas de limpieza y desinfección porque los estudios científicos epidemiológicos atribuían a los mismos un poder de expansión del coronavirus que, durante tiempo, podía permanecer inherente a cualquier parte del mobiliario urbano o de cualquier edificio. Las escenas se repitieron hasta la saciedad en la Pobla de Vallbona, en el resto de localidades de Camp de Túria y en infinidad de municipios valencianos, sin excepción. Grandes y pequeños. Todos coincidían en una misma manera de actuar. Sin embargo, en perspectiva, parece que a juicio del alcalde vallbonense esa manera de actuar está ahora en cuestionamiento.  

La Pobla de Vallbona ha sido una de las localidades de Camp de Túria más castigadas por el incremento del coronavirus desde que se inició la desescalada social y laboral, con un aumento de hasta el 212%, ya que desde finales de mayo en el que había contabilizados 33 contagiados se ha pasado a los 103 de la actualidad, uno de los incrementos más pronunciados en Camp de Túria.

Deixa un comentari

Your email address will not be published.

Notícia anterior

Coronavirus en la Pobla de Vallbona: un 212% de aumentos desde mayo a septiembre, de 33 a 103 contagiados en escasos cuatro meses

Següent notícia

Coronavirus: La Pobla de Vallbona cierra la semana con 108 contagios por Covid tras detectarse 5 casos desde el pasado martes